Cómo hacer los mejores esquejes de marihuana

Cómo hacer los mejores esquejes de marihuana
Por Absolute Seeds 18 September, 2018 Ningún Comentario

Cómo hacer los mejores esquejes de marihuana

Cultivar marihuana es algo cada vez más habitual. Su cultivo y consumo comienzan a legalizarse en la gran mayoría de los países y somos más conscientes de los beneficios que la marihuana tiene para la salud.

Si quieres cultivar tu propia marihuana en casa, hacerlo no es tan complicado y, además, existen modos de acelerar la producción de maría y conseguir que el crecimiento de la planta sea más rápido. ¿Cómo lograrlo? Sencillo, cultivando con cuidado los esquejes de marihuana en lugar de sus semillas. Te enseñamos una guía fácil de cómo hacerlo y obtener con ello la máxima calidad.

Cultivar esquejes de marihuana

Si nunca lo has hecho, no te preocupes. Plantar esquejes es algo muy habitual. Si te gusta mínimamente la jardinería seguramente habrás visto en alguna ocasión cómo tu madre o abuela lo han hecho alguna vez con sus plantas. Incluso es posible, si eres aficionado, que hayas visto algún documental acerca de cómo trasplantar de una maceta a otra o clonar una planta. Con la marihuana podemos hacer exactamente lo mismo.

Pero empecemos por lo básico; ¿qué es un esqueje? Un esqueje no es otra cosa que un fragmento de la rama de una planta con la capacidad de echar raíces y gracias al cual podremos replicar o clonar esa planta inicial.

Genéticamente, la planta clonada será idéntica a la planta madre. Esta es una de las razones por las que a menudo nos decantamos por plantar esquejes, especialmente cuando tenemos una buena calidad en una plantación y queremos que las características de esta se repitan.

Otro de los motivos de plantar esquejes es que hacerlo nos ofrece la ventaja de que el cultivo sea mucho más rápido, pues no tendremos que estar esperando a que nazca la planta como sucede cuando plantamos semillas, sino que solo hay que aguardar a que el esqueje consiga enraizar para que continúe con su crecimiento y evolución. Todo el proceso será más fácil y rápido incluyendo el riego, como veremos más adelante.

Cómo preparar los esquejes de marihuana

Ahora sí, vamos a pasar a explicarte, con todo detalle y paso a paso, cómo preparar tus esquejes de marihuana para que lo hagas con todas las garantías. El primer paso es que tengas ya una planta de marihuana adulta o planta madre para obtener de ella los esquejes. Lógicamente, te interesa que se trate de una planta de buena calidad y con buena genética.


Raíces en esquejes de marihuana
También es importante que te hagas con una serie de productos y materiales que vas a necesitar para llevar a cabo tu labor. Por ejemplo, son básicos:

Tijeras de poda y manicurado:

Tijeras para poda de marihuana, podrás realizar podas robustas y cortar troncos y ramas de tus plantas sin esfuerzo. Podrás cortar sin esfuerzo ramas que romperían otras tijeras.

Bisturí para esquejes.

Este bisturí corta esquejes es una herramienta perfecta para practicar la técnica del esquejado de marihuana. Este bisturí permite hacer esquejes en poco tiempo y con precisión, evitando así embolias en el esqueje.

Hormonas de enraizamiento.

Las hormonas de enraizamiento son muy recomendables cuando queremos clonar nuestras plantas favoritas y se utilizan con la finalidad de acelerar y mejorar el proceso de enraizado de nuestros esquejes.

Propagador con luminaria.

Con este preciado instrumento, de bajo precio, conseguiremos esquejar y que no se nos muera ningún ejemplar, ya que mantendremos la humedad alta para que las raíces inertes empiecen a poblar el medio donde las hemos plantado.

Luminaria fluorescente.

La iluminación ideal para los esquejes o semillas germinadas que queremos enraizar es la luz que nos proporcionan los tubos fluorescentes o las bombillas compactas de bajo consumo como las de 125W hasta 250W.

Propagador calefactado.

El propasgador está especialmente diseñado para el rápido y sano crecimiento de los esquejes o las semillas acelerando la formación de raíces.

Pulverizador.

Viene muy bien para pulverizar tus esquejes, ya que es práctico, cómodo y manejable, además de que cumple su función perfectamente.

Sustrato enraizado.

Mejora la estructura de suelo, evitando la compactación y el endurecimiento.

Alcohol para desinfectar.

Muy importante para desinfectar los elementos de corte.

Guantes de nitrilo o látex.

Es muy importante para no contagiar posibles virus o infecciones a la planta.

Todos estos materiales puedes encontrarlos en nuestra web amiga Diosa Planta Growshop para que sacar adelante tus cultivos sea sencillo sin sufrir grandes quebraderos de cabeza, incluso si en la zona donde vives las condiciones climáticas son adversas.

Una vez que dispongas de todo lo que vas a necesitar, es momento de ponerse manos a la obra y proceder a la recogida, preparación y sembrado de los esquejes. Veamos.

No es complicado pero sí exige que seas meticuloso y organizado en el manejo de la planta madre, de los esquejes, pues un mal paso puede echar por tierra todo el trabajo y estropear no solo los nuevos cultivos, sino también la planta matriz.

Piensa que la planta es un ser vivo y que, como tal, puede verse afectada por bacterias y virus, además de plagas, que hagan que enferme y muera o, como mínimo, que pierda calidad. Por eso, toda precaución es poca.

Antes que nada necesitas una planta madre que esté sana, lo que quiere decir que sea una planta adulta y que no contenga plagas de hongos ni de insectos. Ha de ser una planta lo más sana posible.

Si quieres ser un cultivador profesional y obtener los mejores resultados, cuida muy bien la selección de semillas para cultivar la planta madre, ya que su genética será la que hereden las plantas cultivadas mediante esquejes.

Propagador de esquejes de marihuana

Bien, partamos de la base de que ya tienes una planta matriz saludable y lista para dar esquejes de calidad. Ahora es el momento de elegir las ramas de las cuales extraerás estos esquejes. Es preferible que sean cortos, una medida entre 7 y 12 centímetros estará bien pues si son más largos se hará difícil que la transpiración y el sistema vascular funcionen correctamente, haciendo que el enraizado sea más lento y complejo.

Escoge una rama con tres nudos o, en su defecto, con dos. Es necesario para que forme raíces. Las ramas de la mitad inferior de la planta son mejores porque contienen más hormonas, ya que tienen más edad.

Prepara un buen sustrato y aplícale un estimulante de raíces. Procura que el sustrato no quede anegado de agua porque ahogará la planta.

Para cortar los esquejes, usa guantes y corta con las tijeras o el bisturí previamente desinfectados con alcohol. Haz un corte de 45 grados con respecto al tronco y corta un poco las hojas para mejorar la transpiración.

Sumerge unos centímetros de los esquejes en el producto hormonal de enraizado durante unos 15-20 segundos. A continuación, mójalos en agua y plántalos en el sustrato. Finalmente, cubre el invernadero con la tapa.

Cómo lograr los mejores esquejes de marihuana

Para que tus esquejes den buena cosecha, debes mantener alta la humedad. Además, cada día abrirás un rato la tapa del invernadero para que la planta se oxigene. Al cabo de unos 7 o 15 días ya habrán agarrado las raíces y podrás trasplantar los esquejes a una maceta que contenga tierra o coco, si es que los cultivaste en jiffy. Si los esquejes los cultivaste en lana de roca, trasplántalos a un cultivo hidropónico.

Observa tus esquejes, vigila la humedad y pulveriza para que el sustrato siempre esté húmedo. Para tener los mejores esquejes de marihuana, procura que la temperatura nunca baje de los 20 ºC, pues el frío les perjudica.

Deja tu opinión